Cómo prepararse para conducir con lluvia intensa

 

Conducir con lluvia intensa e inundaciones puede ser peligroso. Te damos algunos consejos para ayudar a prepararte ante estas situaciones. Además las averías siempre aumentan durante esta época del año ya que la humedad causa problemas con los motores y sistemas eléctricos. Sigue estos pasos para evitar posibles accidentes.

En primer lugar, si existe una fuerte lluvia plantea posponer tu viaje hasta que cese, si no es posible intenta planificarlo con antelación y evita las zonas propensas a inundaciones. Además ten en cuenta que este clima provoca que se circule velocidades más lentas y da lugar a retenciones.
Antes de salir:

• Verifica que los limpiaparabrisas funcionan correctamente y no están desgastados. Si es así, cámbialos.

• Mantén en líquido de los limpiaparabrisas en el nivel adecuado para su uso.

• llena el combustible antes de viajar, ya que los atascos aumentarán su consumo.

• Verifica la presión y estado de los neumáticos para obtener el mejor agarre.

 

Cómo conducir con lluvia intensa

En primer lugar, disminuye la velocidad y deja más espacio con el vehículo que va delante. Respeta aún más las distancias de frenado y auméntalas al doble. Ten cuidado con las luces antiniebla traseras. Pueden enmascarar las luces de freno y deslumbrar a los conductores que van tras de ti. Utiliza preferiblemente la luz de cruce o de corto alcance. Mantener el aire acondicionado encendido, evitará que las ventanas se empañen y tengas buena visibilidad.

Conducir demasiado rápido a través del agua estancada puede hacer que los neumáticos pierdan el contacto con la carretera. Si se pierde el agarre, suelta el acelerador, no frenes y reduce la velocidad hasta obtener nuevamente el control total de la dirección. Intenta evitar la señalización horizontal de la carretera ya que es especialmente resbaladiza. Sobre todo para las motos. Si además sigues la huella del coche que tienes delante, te irá marcando el camino y será mucho más sencillo avanzar.

Si conducir con lluvia es es una situación que te causa estrés, tómalo con calma y realiza las paradas que necesites para completar tu viaje de la manera mas tranquila posible. Esto es fundamental para tu seguridad y la del resto de conductores.

Cómo conducir sobre charcos muy profundos o inundaciones

Si es una gran masa de agua y es posible, detén el coche y tantea su profundidad para valorar si puedes sobrepasarlo. Si es demasiado profundo para tu vehículo, busca otra alternativa para llegar a tu destino. El sellado de las puertas de los coches actuales son buenos y mantienen el agua fuera, pero esto puede hacer que tu automóvil flote.

Si prevés que puedes atravesar el charco, atraviésalo a baja velocidad en segunda marcha. Esto te ayudará a mantener el impulso cuando viajas a través de él, creando una ola que abrirá paso. Una vez atravesado, haz una breve pausa para escurrir todo el agua posible.

 

Cómo conducir con lluvia si haces aquaplaning

 

1. Levanta el pie del acelerador inmediatamente. Nunca utilices los frenos ante esta situación. El frenado repentino en una carretera mojada puede hacer tu coche quede fuera de control.

2. Sujeta firmemente el volante y gíralo suavemente en la dirección en la que el coche hidroplanea, esto ayuda a que las ruedas se alineen en la dirección en la que te desplazas para poder recuperar el control de la dirección.

3. Espera que los neumáticos contacten de nuevo con el asfalto para seguir con la conducción normal.

Como has comprobado es fundamental mantener en buen estado todos los aspectos de tu vehículo para conducir con lluvia o ante cualquier otra situación. Te recomendamos que tengas como hábito un mantenimiento de los aspectos relacionados con la seguridad para evitar accidentes. Y como siempre con climas complicados conduce con más precaución aún.